[Mi Reseña] ‘Amor con amor se paga’ de Sarah MacLean

amor-con-amor-se-paga-las-reglas-canallas-2-sarah-maclean-portada

Ya desde las primeras páginas la autora nos promete una historia excepcional debido a la dedicatoria. “Para todas las chicas que usan gafas”. Al ser yo una, es fácil sentir que una vez más Maclean ha apostado por una protagonista diferente y que destaca entre las demás y por supuesto con un protagonista masculino a su altura, que la entienda, la comprenda y que le prometa una experiencia sin igual, lográndolo de una manera muy especial… Ahorita les comento porqué.

Amor con amor se paga” de Sarah Maclean es el segundo libro de “Las reglas de los canallas” que mostró el primer indicio de ser una historia diferente en el Epilogo de su antecesor cuando Phillipa Marbury, ‘Pippa’, entro sin pedir permiso en el despacho del libertino más conocido de Londres y copropietario del Garito más turbio de la ciudad para pedirle de manera pragmática, aparentemente simple, de forma muy arriesgada y enteramente en nombre de la ciencia, que la lleve a la ruina antes de catorce días cuando contraería matrimonio con un soso y simplón Conde más que apropiado para una dama de alta cuna como ella.

Cross, oculta muchos misterios dentro de sí, y también sabe que puede manejar aquel imperio oscuro y sórdido como es El Ángel Caído tan bien como lo ha venido haciendo hace seis años cuando su vida cambio por completo. Pero sin duda nunca estuvo preparado para semejante petición y menos de parte de la cuñada de unos de sus copropietarios que no dudaría en masacrarlo si se entera que accedió a tamaño disparate. Por encima del estudio científico que la dama parecía empeñada en realizar para lograr entender las artes de la seducción que no lograba asimilar más allá de lo que la ciencia lograba explicar e intentando ignorar la atracción que aquella hermosa mujer de ciencias despertaba en su interior, decidió llevar a cabo una de las primeras reglas que regía su mundo: “Nunca confíes en un canalla”, haciendo que la insistencia de Pippa y la reticencia de Cross se convierta en un juego adictivo imposible de controlar.

“—¿Jamás se miente a sí misma?

—Ni a los demás.

—Eso solo demuestra que no está preparada para asumir aquello por lo que habría apostado.

—¿Acaso la honestidad es un impedimento para el conocimiento?

—Para la perversión. El mundo está lleno de mentirosos, lady Phillippa. De mentirosos, tramposos y toda clase de canallas.

— ¿Cómo usted? —replicó sin poder contener su lengua.

Él no pareció sentirse insultado
—Justo, como yo.”

“—Apuesto lo que sea a que hay un sinfín de cosas que no conoce sobre el cuerpo humano, mi pequeña sabionda. Y me gustaría enseñarle todas.

Él estaba muy cerca, tanto que sus palabras eran más un siseo que un sonido. Las sintió contra el oído, contra la mejilla… haciendo que la atravesaran una miríada de sensaciones.

«Esto es lo que debería sentir con Castleton».

El pensamiento surgió de la nada. Lo desechó, decidida a lidiar con él más tarde. Pero por el momento…

—Me gustaría aprenderlas —confesó con sencillez.

—Siempre tan honesta. —Él sonrió. La curva del labio masculino, de su philtrum, estaba muy cerca, tan peligroso como el arma con la que él lo había denominado—. Esta será su primera lección.

Quería que le enseñara todo.

—No juegue con fuego —dijo él, rozando sus labios con las palabras. Ella entreabrió la boca al sentir su contacto—. O acabará quemándose.”

El pasado de Cross parece haber escogido el peor momento para hacerse notar. Los pecados por sus malas decisiones tienen que ser pagados en memoria de aquellos que tanto sufrieron a manos de la imprudencia y decadencia del Conde de Harlow. Mientras que la investigación sobre las partes más misteriosas y excitantes de la vida conyugal junto a Pippa se lleva a cabo, logrando despertar al hombre que él prometió hacia tantos años a mantener castigado, la decisión de protegerla y expiar las culpas se hace más fuerte cuando la reputación de Pippa se ve amenazada, aun si debe renunciar a todo lo que siempre ha soñado.

Ninguno de los dos es capaz de resistirse a la exploración de sus sentimientos, al juego apasionado y sensual que surge entre ellos, aún más cuando el tiempo de manera inclemente se les acaba y Pippa está a punto de convertirse en la mujer de otro hombre y él tenga que volver al infierno autoimpuesto, donde les imposible regresar ahora que ya sabe lo que es tenerla en sus brazos. Un plan muy arriesgado y mucha determinación lograran que la ciencia, en esta oportunidad, sea vencida por el amor.

«Existen informes que dicen que mucho tiempo después de que una persona sea declarada muerta, de que su mente y su alma se hayan detenido, el corazón puede continuar latiendo durante horas si se producen determinadas condiciones. Me pregunto si en tales circunstancias el corazón también seguiría sintiendo. Y, si lo hace, si lo que padece se parece al dolor que yo siento en este momento»

“—Si realmente quieres salvarme —susurró ella, tentadora, con los labios muy cerca de los de él.

—Quiero —confesó—. ¡Que Dios me ayude! No puedo soportar la idea de hacerte daño.

—Pero me lo has hecho. Incluso me haces daño ahora. —La voz de Pippa era ronca y suave, con un toque de tentación que no esperaba encontrar en ella. Le rodeó la cintura con las manos, disfrutando del calor de su piel a través del camisón.

—Dime cómo solucionarlo —se ofreció él, aunque conocía la respuesta.

—Deséame —repuso ella.

—Ya lo hago. —La había deseado desde el momento en que la conoció. Desde antes incluso—.Deseo cada partícula de tu ser… Deseo tu mente, tu cuerpo y tu alma. —Vaciló, mientras sus palabras agonizaban en el aire—. Jamás he deseado nada como te deseo a ti.

Ella le peinó con los dedos, enredándolos en los mechones.
—Tócame.

No podía negarse. No podía resistirse a volver a mirarla.
«Una mirada… una noche…».

Era todo lo que podría tener; más de lo que mereció nunca. Solo una noche y la dejaría en su mundo perfecto.

Una noche y regresaría a su infierno.”

Esta demás redundar en la genial prosa de Maclean, quien a todas luces da muestras de mejoría conforme un libro tras otro pasan por tus manos. En esta oportunidad me centrare en aquella sensación de tensión y ansiedad que tan bien recibida se ha generado en mi como lectora, ya que la historia se presenta a sí misma mucho más intensa y apasionada de lo que esperas, porque la narrativa juega con tus sentidos de la misma forma en como la protagonista descubre un mundo que ella simplemente no comprende en un principio, dándose cuenta que si es posible obtener más de lo que la sociedad en la que se desenvuelve puede ofrecerle. Es una aventura conjunta y la salvación como recompensa. La razón contra la pasión, dando paso a una excelente historia que, contada desde ambos puntos de vista, se muestra ágil y completamente adictiva. El detalle a destacar es aquel diario científico en donde podemos ver la evolución de la protagonista, con apuntes que al principio parecen muy analíticos y basados en los progresos que su investigación intenta mostrar, para luego convertirse en una prueba tangible de que el amor es casi imposible de analizar, y que solo se debe sentir y vivir, entregándose por completo.

Una delicia de trama y un excelente manejo de las sutilezas y del erotismo, que a mi humilde opinión, es más intenso que en cualquier otro de los libros de la autora, dejándonos muy consternados, con las sensaciones a flor de piel y con ganas de más.

Pippa, como ella misma sabe a la perfección y que desde muy temprana edad ha aceptado, es rara. La inocencia y su personalidad curiosa como solo una mujer de ciencia puede tener se combinan a la perfección hasta obtener características que la hacen inolvidable. Con respuestas claras y preguntas directas y con un arrojo muy temerario para la época en la que transcurre su historia. Capaz de abrir la puerta, caminar sola y sin compañía por el Londres de la regencia sin escolta y tocar la puerta de un antro de mala reputación, como si fuera lo más normal del mundo en una señorita de la alta sociedad, hacen que sepamos que es una mujer que sabe lo que quiere y no se detendrá ante nada para conseguirlo. Yo, quede más que satisfecha con ella, por ser tan rara y tan especial, al punto de no encontrar hasta ahora en mi memoria protagonista que se le parezca. Pippa es sin duda aquella respuesta a tantas suplicas que en este género últimamente se generan que piden a gritos nuevas personalidades y más diversidad al momento de su creación.

Y Cross, Jasper Arlesey o Conde de Harlow… es mucho más de lo aparenta en realidad. Lleva dentro de sí una culpa tan grande que lo obligo por mucho tiempo a estar alejado de todo cuanto conoce creyendo haber obtenido una clase de paz, siendo en realidad un infierno autoimpuesto que solo una mujer como Pippa, llena de inocencia y valentía, es capaz de sacarlo de ello y salvarlo. Pareciera que es el único que puede comprenderla, intuyendo sus pensamientos, leyendo a través de su inocencia, realmente viéndola como nunca nadie lo ha hecho de verdad. Y es que el Conde es también un hombre de ciencia, tan inteligente y brillante como la mujer que ama, dándonos diálogos entre ambos estupendos e imposibles de olvidar. Después de conocer a Pippa se llena de un profundo pesar por no ser el hombre que se merece, pero que sin dudarlo lo daría todo con tal de no perjudicarla. Cross es tremendo y creo que el máximo clímax de esta pareja llega esa noche en aquella confesión en la habitación de Pippa en donde las caretas se caen y el más puro y crudo amor se siente a través de las letras, dejando al lector sin aliento. Quede conmovida al extremo con este capítulo, manejado de manera espectacular. ¡Divino!

Secundarios… Varios. Los copropietarios del El Ángel Caído una vez más se muestras a sí mismos envueltos en un halo misterioso tan bien manejado por Maclean que nos es imposible esperar por saber más de ellos. Castleton es sin duda quien, en última instancia, llamo mi atención mucho más por no ser lo que esperas al final de su participación. Me encanto como termino su historia, y los antagónicos le pusieron el toque perfecto al complemento de la trama tan sombría que envuelve a Cross. Me hubiese gustado saber más de Lavinia. Ojala y podamos descubrir más de ella en las siguientes entregas de la serie, ya que después de conocer su historia, es indudable que merece más que nadie ser feliz luego de tanto sufrimiento.

Con un final muy cantado pero increíblemente conmovedor y un epilogo a la altura de lo que se espera en este tipo de historias, me pareció magistral aquella referencia a Danny Ocean y la película Ocean’s Thirteen que la autora supo manejar de acuerdo a lo que la historia requería. No solo me voy de inmediato a seguir con el tercer libro, sino que estoy casi segura de que como los dos primero libros, me va a encantar.

Mi Puntuación:
04 estrellas

Simplemente… estupendo.
RECOMENDADO

logo chicoTRANSPARENTE

Anuncios

Me encantaría saber tu opinión... ¡Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: